miércoles, 29 de abril de 2015

Festival de Wesak - La Gran Invocación

Festival de Wesak, Festival de la Iluminación
        “Ningún precio que se nos exija será demasiado elevado para ser útiles a la Jerarquía en el momento de la Luna Llena de Tauro, el Festival de Wesak; ningún precio es demasiado elevado para obtener la iluminación espiritual posible, particularmente en este momento.” Maestro Djwhal Khul
        El Señor Buddha, después de haber completado su misión en la Tierra, de haber dejado a sus discípulos bien versados en la Ley, y de haber establecido firmemente su conciencia como un centro irradiante y foco de luz en la atmósfera de la Tierra, se elevó por encima de la rueda de nacimientos y muertes, y entró a las filas de los Triunfantes que no volverán a degustar la muerte, que "han ido adelante desde el salón de clases de la Tierra y no regresarán más", excepto en la libertad de su Estado Divino... Pero de nuevo, El Amor proporcionó la manera por la cual el Señor Buddha pudiera imbuir Sus Bendiciones y Gracias sobre la gente de la Tierra una vez al año, en el mes del aniversario de Su nacimiento, de Su logro del Buddhado y de Su partida desde el cuerpo físico. Esta emanación de la Fuerza Búddhica de Vida se dio en el día de la luna llena del mes de Tauro, y es conocida como el Festival de Wesak.
        Este Festival ocurre en la India y, aunque a los peregrinos de la Tierra no se les informaba de su localización, eran guiados por la Luz dentro de sus corazones-, más adelante se otorgó una Dispensación mediante la cual a los chelas que estaban conscientes de esta emisión de Luz, se les permitía asistir en sus vehículos etéricos si, al acostarse le pedían a sus Padrinos del mes que los llevaran a este Sagrado Ritual para recibir su Gloriosa Bendición.
        En 1956 Lord Divino (el Buddha actual para la Tierra) recibió el Poder y el Amor que anteriormente el Amado Gautama repartía a los peregrinos. Desde esa noche, ha sido el privilegio de Lord Divino aparecer en su Presencia Luminosa en el Valle de Wesak para restablecer las actividades de este Festival anual.




Importancia de la Gran Invocación 

        “Donde quiera que existan grupos de Buena Voluntad que estén invocando las energías, ya sea durante el plenilunio de Wesak o en cualquier momento de Luna llena de las demás constelaciones, naturalmente hay una invocación de fuerza cósmica que viene transmitida por el Señor Buda, al menos la de Wesak. La potencia invocativa de la humanidad durante el Festival de Wesak es importante porque el Señor Buda trae energías de la Osa Mayor y las trae a Shamballa.” Vicente Beltrán Anglada
La Gran Invocación
        La Gran Invocación fue dada a la humanidad en 1945 por el Maestro Tibetano, Djwhal Khul. Esta es su versión original:
Desde el punto de Luz en la Mente de Dios.
Que afluya Luz a la mente de los hombres;
Que la Luz descienda a la Tierra.
Desde el punto de Amor en el Corazón de Dios,
Que afluya Amor a los corazones de los hombres;
Que Cristo retorne a la Tierra.
Desde el centro donde la Voluntad de Dios es conocida,
Que el propósito guíe las pequeñas voluntades de los hombres,
El propósito que los Maestros conocen y sirven.
Desde el centro que llamamos la raza de los hombres,
Que se realice el Plan de Amor y Luz
Y selle la puerta donde mora el mal.
Que la Luz y el Amor y el Poder restablezcan el Plan sobre la Tierra.
Puedes acceder al famoso sermón de Buddha pinchando en el siguiente enlace: